CONSECUENCIAS DE LOS INCENDIOS FORESTALES
Los incendios son unas de las causas que más afectan a la degradación de los montes y a la naturaleza en general.
Las consecuencias de un incendio son muy negativas y el hombre responsable ultimo de muchos de ellos sufre consecuencias en la medida en que se ven afectados elementos básicos para su subsistencia como el aire, el suelo, la economía y otros más que vamos a ir analizando.

 
SOBRE LA FLORA
Un incendio puede provocar la desaparición de la cubierta arbórea o ésta tiende a degenerar debido a que las llamas destruyen los árboles o no dejan que estos se desarrollen convenientemente.
Los incendios acaban eliminando las plantas más sensibles o poco adaptadas, como fresnos, robles, tejos y hayas.
Los incendios debilitan a los árboles que sobreviven y dejan muchos residuos muertos que serán un futuro foco de enfermedades y plagas que afectarán a masas forestales. La disminución de las masas forestales como consecuencia directa del fuego o indirecta a través de plagas o enfermedades, inciden sobre la fotosíntesis disminuyendo el proceso de absorción de dióxido de carbono y de emisión de oxígeno.
SOBRE LA FAUNA
El fuego rompe el equilibrio de los ecosistemas repercutiendo negativamente en la fauna que forma parte del mismo.
Así el fuego hará que haya una escasez de alimentos, de lugares de cobijo y otras condiciones necesarias para el mantenimiento de la fauna. Las llamas afectan a los animales de diversas maneras, dependiendo de su movilidad y de su hábitat.
En cambio aquellos de escasa movilidad (reptiles, anfibios) o los muy jóvenes, morirán al no poder escapar.
SOBRE EL PAISAJE
El uso del fuego para crear pastizales ha contribuido al modelado en los últimos 2000-3000, de las áreas de montaña (cordillera cantábrica, montes de león etc)
Se piensa que el fuego junto a otros factores a sido la principal causa de la desaparición del arbolado de muchas zonas castellanas y leonesas. Las áreas quemadas pierden mucho valor paisajístico.
SOBRE EL SUELO
Los cambios más significativos que se producen en el suelo son los debidos incremento apreciable pH que dificulta la germinación y desarrollo de determinadas especies. En los incendios la superficie del suelo llega a ser muy elevada. Si el fuego es ligero, la temperatura no pasa de 55ºC . Si es muy intenso, el calor penetra mucho más, desecando y destruyendo la materia orgánica hasta los 10 centímetros.
Una de las consecuencias de mayor trascendencia sobre el suelo es la de aumentar la erosión.
La desaparición y muerte de vegetación acelera el proceso erosivo al desaparecer una barrera natural ante las avenidas.
SOBRE LAS AGUAS
El agua de las cuencas incendiadas se enturbia de cenizas y no deja pasar la luz del sol a las plantas acuáticas, alterando sus procesos fotosintéticos.
La alta concentración de sustancias sólidas también provoca alteraciones en el sistema respiratorio de la fauna acuática.
SOBRE LA ATMÓSFERA
Es significativa la emisión de gases (dióxido de carbono, metano, oxido nitroso, monóxido de carbono etc)que generan grandes incendios forestales de las grandes zonas boscosas que son fundamentales por su contribución al efecto invernadero. El humo acompaña a los vientos y puede afectar por las ciudades a la población, así como a la visibilidad de tráfico no sólo terrestre sino aéreo pudiendo producir accidentes.
SOBRE LA ECONOMÍA
El monte produce Recursos Naturales Renovables como son: la madera, los frutos, la caza, la leña, el corcho, las setas resinas, los pastos etc.
Cuando un bosque forma parte importante en la economía de los pueblos y se cuida y se mantiene, apenas hay incendios como en los pinares del Sistema Ibérico.
SOBRE LA POBLACIÓN
Los incendios forestales producen grandes daños ambientales y económicos.
El hombre también sufre las desgraciadas consecuencias del pueblo, ven perjudicadas sus economías al perder parte de sus ingresos por disminución de las producciones agrícolas y forestales, en algunas ocasiones muy importantes para su supervivencia. El fuego además todos los años produce accidentes que en las ocasiones más dramáticas originan la perdida de vidas humanas. En esta tarea está implicada tanto la Administración como los ciudadanos y ambos cooperar para que los incendios forestales dejen de ser un problema ambiental.